lunes, 5 de octubre de 2009

Cazador de Sueños se Busca

http://lh5.ggpht.com/_RSXf5vwgovE/Ssl1RR-GdPI/AAAAAAAAAb4/6eUq_HAh_j8/Dreamcatcher_lrg.jpgMás que un Cazador de Sueños, necesito algo (o alguien, tal vez) que logre que los buenos sueños, mis buenos sueños, queden retenidos en mi mente. Fácilmente puedo saber si soñé o no, pero me es difícil determinar qué soñé. Con suerte recuerdo alguna persona que haya estado en mi sueño, o alguna situación. Pero la mayoría de las veces sólo puedo concluir que soñé.
Me gusta soñar, ¿a quién no? Pero me gustaría poder rememorar mis sueños, sobretodo cuando en los sueños pasa algo genial o, como me pasó hace unos días (noches en realidad), redacto un texto que me parece hermoso. Esto último me pasó hace unos 7 u 8 días. Recuerdo que el poema (me parece que era un poema) era la continuación de un cuento mío (Tamarindo sabe de cuál hablo), que en la parte final cuando mi voz relataba era en el fondo de mi casa mirando al cielo azul profundo con una luna blanca, y que el final del poema era algo como que los protagonista terminaban viajando hacia la luna. Juro que mientras relataba, mi consciente pensaba "qué lindo poema", eso me acuerdo patente. Pero no logré retener el texto en mi mente, y la mañana siguiente ya no estaba más en mi cabeza.
Sería todo un placer poder almacenar los sueños en una parte de mi mente, pero no dejan de ser "frammenti della nostra attività psichica notturna" (Cesare Musatti). No sé si un Cazador de Sueños ayudaría (hay que creer mucho en eso), pero debe haber alguna manera para, al menos, poder recordar partes de los sueños.

Pensando en los sueños, me vino el recuerdo algunos de mi niñez: uno en particular muy recurrente que ni siquiera sabría cómo explicar, y otro, una pesadilla con el monstruo dorado de los Power Rangers originales, Goldar (para algo sirve Wikipedia). Y también recuerdo una serie de dibujitos que miraba (creo que en Canal Once de Tandil, que creo ya no existe) que era sobre un grupo de "personitas" que trabajaban en una torre con un mago, y cada noche, desde la torre, salían rayos que iban a las cabezas de cada pueblerino, y esos rayos eran los que llevaban los sueños, y las personitas que trabajaban controlaban que los malos no se metieran en los sueños, o algo así. Siempre miraba Canal Once, porque pasaban dibujitos a la tarde y, a veces, películas, y en casa no tenía cable. (Aún recuerdo la imagen de la nena que caminaba en la nieve con el padre y con el otro brazo era como que agarraba la letra O de Once, imagen símbolo del canal).
Cómo divago... empiezo con una cosa y termino con otra... jaja. Hasta la próxima.

Nel sogno, il ricordo del contenuto ordinario della coscienza vigile e del suo comportamento normale è quasi interamente perduto. Ludwig Strümpell

2 comentarios:

  1. chabooooooooon no sé si son los mismos dibujitos que yo recuerdo, pero me acuerdo de unos que era tipo una cueva adentro, y eran unos tipitos onda duendecitos que trabajaban ahí, no me acuerdo qué hacían.
    era genial.
    capaz eran ésos, porque creo que tenía que ver un poco con los sueños y también las pesadillas.
    es más, creo que yo tenía pesadillas por culpa de esos dibujos.
    en fin, me hiciste despertar un recuerdo que no sabía que tenía!
    qué lástima que nunca me voy a poder acordar del nombre :(

    ResponderEliminar
  2. Aaaayyy... capaz que son los mismos, no sé, puede que haya desvariado un poco, pero es eso lo que recuerdo.
    Es una lástima cuando aparecen recuerdos y no sabes ni cómo se llama... y ni siquiera hay una base de datos de Canal Once en internet que diga la programación que tenía... lo busqué.
    Bueno, este si es el último comentario... jeje
    Ciao!!

    ResponderEliminar